Consejos para asegurar una cicatrización correcta después de una cirugía.

 · 
Consejos para asegurar una cicatrización correcta después de una cirugía.

Para lograr el resultado que esperamos en las diferentes cirugías estéticas, se necesita de ciertos cuidados adicionales al proceso quirúrgico, para que haya una buena cicatrización y/o la piel inflamada vuelva a su estado normal, dependiendo de la intervención realizada.

Entre los procedimientos anexos a las cirugías están: el uso de la faja compresiva, los tratamientos kinesiológicos (ultrasonido y drenaje linfático), y los tratamientos para las cicatrices, según la evolución de éstas. "Lo importante es seguir para cada caso, las indicaciones médicas que corresponden", explica el cirujano plástico y reconstructivo, Sergio Valenzuela Urquidi.

¿Qué hacer después de una cirugía de cuerpo?

En las llamadas liposucciones, las cicatrices son de un promedio de 4ml. Habitualmente los pacientes se deben colocar una tela de papel clínico y se puede agregar un masaje, con crema lubricante, para que se ablande la cicatriz y se vea mejor.

"La compresión de todas las áreas lipoaspiradas es muy importante, y para eso uno les pide a los pacientes que antes de la cirugía compren una faja especial, para que salgan de pabellón con ésta puestas. Son fajas compresivas que están hechas para este tipo de operaciones, tienen las costuras por fuera, de manera de no marcar la piel, de hacer diferentes presiones o fibras a lo largo de éstas, para hacer mayor o menor presión según la zona, que más o menos lo requiera", señala el Dr. Valenzuela.

El uso de las fajas es de alrededor de seis semanas, que es el período en que el organismo retrae la piel, durante el día y noche, aunque ya al final, se puede alternar. Son similares a la ropa interior, por lo tanto, se pueden usar bajo la habitual.

¿Y la kinesoterapia?

La kinesoterapia o también llamada terapia kinésica post operatoria implica dos procedimientos: el ultrasonido y el drenaje linfático. Éste último está hecho por kinesiólogos, y sirve para disminuir el edema y favorecer la eliminación de éste a través de los vasos linfáticos, lo que se hace con maniobras manuales, para que el líquido sea eliminado. Por otro lado, el ultrasonido, que es un procedimiento simple, estimula los vasos linfáticos, para abrirlos, y que el proceso inflamatorio se elimine más rápidamente.

¿Si me hice un aumento mamario?

Luego de un aumento mamario, el cirujano plástico nos cuenta que, antiguamente, se indicaban masajes, porque los implantes eran lisos. Pero hoy, cuando la gran mayoría son texturizados, los masajes ya no son necesarios. En los casos cuando se colocan bajo el músculo se pueden indicar sesiones de ultrasonido.

¿Abdominoplastía?

En el caso de la abdominoplastía, Valenzuela aclara que, si bien se utiliza la faja compresiva para disminuir el edema, como en los casos anteriores, también es para adherir la piel que se ha levantado y así lograr una buena fijación al plano muscular, para que no se produzca una acumulación de líquido, producto de una no adecuada compresión. También se hace kinesiología: es decir ultrasonido y drenaje linfático.

Comentarios (0)

Consulta al doctor